Encuentro inédito; los únicos bicampeones en la historia del futbol mexicano cara a cara. Primera vez que ambos conjuntos se cruzaban en fase definitiva. Tanto Pumas como León vivirían en Ciudad Universitaria el partido inaugural correspondiente a la gran final del Guard1anes 2020: los dos mejores equipos del campeonato, al menos así lo esclarecía la tabla general.

Desde el arranque se notaba demasiada vehemencia en la cancha. No obstante, apenas a los tres minutos Dinenno e Iturbe se combinaron y éste último remató sin agobiar a Rodolfo Cota, demostrando que el conjunto puma iba a por todas. De hecho los universitarios maniataban a la fiera en los 20 minutos iniciales dejando entrever que la escuadra de Lillini imponía un estilo estructurado y atrevido.

Superada la media hora de juego, los de Ambriz empezarían a meter presión sobre la causa auriazul, sin embargo la carencia de precisión hacía que los panzas verdes no generaran mayor peligro más allá del remate por parte de Montes que Julio González contuvo bien.

El segundo acto comenzaría mal para los locales debido a la lesión de Iturbe, que obligaría la entrada del canterano Carlos Gutiérrez.

Pese a esto, los del Pedregal continuaban mostrando ligeramente más credenciales que la visita, y la recompensa no tardaría en aparecer; ya que al 72’, el paraguayo Carlos González cabeceaba ostentosamente en el área ante la nula marca defensiva tras el centro fenomenal de Gutiérrez que batía a Cota.

Instantes después, la expulsión de Barreiro relajó a los locales que lo terminarían pagando caro, dado que Emmanuel Gigliotti inspirado se vestiría de héroe para igualar el compromiso y dejarlo todo para la vuelta.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies