El sábado 7 de julio, Croacia y Rusia se enfrentaron por cuarta vez en su historia. Anteriormente se encontraron dos veces en eliminatorias europeas y empataron sin goles. La tercera fue en un amistoso en Rostov donde los croatas ganaron 1-3. Esta vez, las selecciones peleaban el último boleto para pasar a semifinales de Rusia 2018.

A pesar de que en los primeros minutos el balón fue de los croatas, las jugadas más peligrosas fueron de los rusos. Al 29′ Cheryschev amenazó a los balcánicos con un gran disparo que logró tapar Subašić. A penas habían pasado tres minutos desde esta llamada de atención cuando los rusos regresaron a la zona rival. Esta vez Cheryschev  la tocó para Dzyuba, éste se la regresó para que el de Villarreal sacara un disparo un tanto incómodo que terminó colándose en el ángulo superior izquierdo.

Croacia se negaría a ir abajo en el marcador, y al 40′ lograron empatar el partido. Mandžukić centró para Kramarić, este último la cabeceo y puso a los croatas de nuevo en el partido. Se fueron al medio tiempo empatados a un gol.

Desde que el árbitro anunció el inicio del segundo tiempo, los rojiblancos se volcaron al enfrete en busca del gol que les diera la ventaja, pero éste no llegaba. Hasta el 71′ se dio una de las pocas de peligro por parte de los anfitriones, el remate de Erokhin se fue por encima de la portería. Corrían los últimos minutos, todo apuntaba a los tiempos extras, cuando Subašić quedó tendido en el campo por una molestia muscular, a pesar de eso, el portero croata se negó a salir del campo. Se pitó el final, el partido seguía 1-1.

Comenzó la prórroga y se notaba que las piernas no daban para más, pero los corazones se negaban a quedar así. Al 101′ Croacia le dio la vuelta, Vida remató solo de cabeza dentro del área rusa. Cambiaron de cancha con un 1-2 a favor de los rojiblancos.

Rusia no se iba a ir tan fácilmente. El segundo tiempo extra se la pasaron presionando a sus rivales. Subašić les negaba los goles como podía. Al 116′ ocurrió el milagro que la nación anfitriona esperaba, Mário Fernandes se levantó dentro del área para mandar a guardar el balón con un cabezazo cruzado. El árbitro pitó el final, el marcador estaba 2-2, se fueron a penales.

Los anfitriones cobraron primero, Smolov la tiró ligeramente a la izquierda, Subašić lo adivinó y alcanzó a sacarlo con la mano. Luego, Brozović mandó un riflazó a media altura al palo derecho que pasó a penas por encima de Akinfeev, Croacia iba adelante 0-1. Después, Dzagoev empató poniendo el balón a su derecha mientras el portero volaba al lado contrario. Posteriormente, Kovacić tomó el balón, lo cobró raso pegado al poste derecho, sin embargo el arquero ruso reaccionó de excelente manera y logró evitar el gol.

Iban 1-1 cuando Fernandes, quien había mandado el partido a penales, se perfiló para cobrar, lamentablemente, el ex Grêmio la cruzó de más y la mandó por un lado. El capitán croata fue el encargado de regresarle la ventaja a su equipo con un poco de emoción, Luka la mandó a su lado izquierdo, Akinfeev la desvió, la esférica pegó en el poste, se paseó por toda la portería para luego incrustarse en las redes.

Llegó el turno de Ignashévich quien la puso a la izquierda, mientras que el portero se lanzó a la derecha. Después fue Vida, el penal del croata fue igual que el del ruso antes de él. Para el quinto penal, Kuzyayev tomó el balón, sabía que si lo fallaba el sueño acabaría, el ruso la mandó a la izquierda, nuevamente Subašić se lanzó al lado contrario. Finalmente Rakitić se perfiló desde los once pasos, el sueño de ambas escuadras dependía de él, si la fallaba el martirio continuaba y en caso de meterla, su equipo estaría en semifinales; tomó vuelo, la puso a la izquierda y el portero tan solo la vio pasar pues él se había aventado al otro lado.

Croacia está en semifinales luego de ganar 4-3 en penales y quedar empatados a 2 en el partido. Ahora se enfrentarán a Inglaterra el próximo miércoles 11 a las 13:00hrs.

Alineaciones

Rusia: Akinfeev, Fernandes, Kutepov, Ignashevich, Kudriashov, Zobnin, Kuziaev, Samedov, Golovin, Cheryshev y Dzyuba.

Croacia: Subašić, Vrsaljko, Lovren, Vida, Strinić, Rakitić, Modrić, Rebić, Kramarić, Perišić y Mandžukić.

Por Nicte

Fútbol como religión, Cruz Azul como Dios. Real Madrid, Manchester United, Borussia Dortmund, River Plate, São Paulo y Roma. Zúñiga siempre. Gallardismo.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies